DIFERENCIAS ENTRE UN CONTRATO LABORAL Y UN CONTRATO DE PRESTACION DE SERVICIOS

0
102
Close-up of a businessmen shaking hands

Un contrato laboral se diferencia de un contrato de prestación de servicios en tres aspectos principales: los aportes al Sistema de Seguridad Social (Pensiones, Salud y Riesgos Laborales), las prestaciones sociales a las cuales tiene derecho un trabajador y las indemnizaciones en virtud de la finalización del vínculo laboral.

En un contrato laboral, sin importar la denominación que se le dé al momento de realizar la contratación, siempre van a concurrir tres elementos constitutivos:

– La persona que se vincula directamente con el empleador es la encargada de realizar las actividades por las cuales se está contratando.

– Debe existir siempre una continua subordinación en cuanto al desarrollo de estas actividades.

– Hay un salario por el trabajo realizado.

Por su parte, el contrato por prestación de servicios se caracteriza por ser un acuerdo de voluntades, en donde de forma independiente y autónoma una persona, denominada contratista, se obliga a realizar o a ejecutar una actividad determinada, de acuerdo con el objeto mismo del contrato, a favor de otra, denominada contratante.

En el contrato por prestación de servicios existe una retribución económica denominada honorarios y no salario.

La distinción entre un contrato de trabajo y uno de prestación de servicios radica en su naturaleza y en los efectos prácticos que derivan de su ejecución.

Establecer las ventajas del uno respecto del otro depende necesariamente de cada caso concreto y la finalidad que busque la persona.